Lo Último

.

.

RADIO CENTRAL DE NOTICIAS

martes, 14 de junio de 2016

SALUD

¿Por qué es tan raro encontrar personas con sangre tipo AB?

¿Por qué es tan raro encontrar personas con sangre tipo AB?Todos los tipos de sangre contienen los mismos componentes básicos: glóbulos rojos, glóbulos blancos, plaquetas y plasma; sin embargo, en la superficie de las células rojas de la sangre aparecen unas proteínas, unos marcadores llamados antígenos que se agrupan en ocho tipos de sangre básicos: A, B, AB, y O, con sus correspondientes “positivo” o “negativo”. Entre ellos, el tipo de sangre AB es bastante único; de hecho, es el grupo sanguíneo más raro de todos los que existen.
“Heredamos nuestros grupos sanguíneos en los genes. El gen del grupo sanguíneo codifica una proteína que se expresa en la superficie de los glóbulos rojos y es lo que se detecta en el laboratorio. Así lo que se expresa en la superficie de la célula determina el tipo de sangre y si es compatible con la del paciente “, comenta Leslie Silberstein, de la Sociedad Americana de Hematología.
Karl Landsteiner descubrió los grupos sanguíneos y salvó millones de vidas
Gracias al patólogo alemán Karl Landsteiner (en el año 1900), que comenzó a mezclar sangre de diferentes personas, descubriendo que algunas mezclas eran compatibles y otras no, se marcó un gran hito en medicina al identificar y tipificar los distintos grupos sanguíneos, algo que le valió el Premio Nobel de Medicina y Fisiología en 1930.

Pero, ¿por qué es tan difícil encontrar a personas con este tipo de sangre?
Básicamente porque los glóbulos rojos de este grupo tienen los dos tipos de antígenos: A y B; peroel plasma no tiene ningún anticuerpo. En el grupo sanguíneo A encontramos el anticuerpo Anti-B; en el grupo sanguíneo B su plasma presenta anticuerpos Anti-A y en el grupo 0 los glóbulos rojos no tienen antígenos, pero el plasma tiene anticuerpos Anti-A y Anti-B. La salvedad del grupo AB se encuentra pues en que su plasma no posee ningún anticuerpo.
Porcentajes
Según la Escuela de Medicina de Stanford (EE.UU.) las proporciones entre la población general quedarían de la siguiente manera:
O-positivo: 37,4%
O negativo: 6,6%
A positivo: 35,7%
A negativo: 6,3%
B-positivo: 8,5%
B-negativo: 1,5%
AB-positivo: 3,4%
AB-negativo: 0,6%

Curiosidades de la sangre
El grupo sanguíneo B es más frecuente en personas asiáticas que en caucásicas.
El grupo O es más común en los hispanos.
Las personas con sangre AB heredan un gen A de un padre y un gen B del otro progenitor. Por ello, las probabilidades de que ocurra esa combinación particular son simplemente más bajas que cualquier otra posibilidad.

Fuente: Muy Interesante